La exportación en el sector alimentario podría caer hasta un 11%.
AlimentaciónEconomía

La exportación en el sector alimentario podría caer hasta un 11% en 2020

exportaciones-en-el-sector-de alimentacion

Según datos de la FIAB (Federación Española de Industrias de Alimentación y Bebidas), la exportación en el sector alimentario español se ha visto gravemente afectada por la crisis generada por la Covid-19. Las exportaciones en este sector, que en 2019 alcanzaron los 32.363 millones de euros (de las cuales, un 63,9% a la Unión Europea), podrían caer entre un 6% y un 11% en 2020 y situarse en 28.690 millones de euros.

Además de las dificultades para hacer negocios en el extranjero generadas por las restricciones de movilidad ligadas al Covid-19, la pandemia tendrá otros efectos igual de dañinos en el sector.

Pierre Lemarquier, Director de Operaciones de Pouey International explica que “en los próximos meses podrían producirse más impagos, retrasos o cancelaciones de pedidos en el sector alimentario”.“Muchos de estos problemas van ligados a las dificultades actuales que padece el canal Horeca, del que dependen muchas ventas del sector”, añade Lemarquier.

No obstante, pese a esta situación adeversa, hay señales que pueden ser optimistas para el sector. Según datos extraídos de la encuesta realizada por Pouey International a 51 pymes exportadoras del sector agroindustrial, las oportunidades de ventas adicionales suman unos 85 millones de euros pendientes de realizarse, lo que equivale a un promedio de 1 a 2 millones de euros por empresa. Lemarquier explica que “se trata de ventas transfronterizas a Europa y dentro del complejo contexto sanitario y comercial existente”.

Gestión del riesgo en las operaciones de exportación

Así, en este momento de incertidumbre económica las empresas agroalimentarias deben tener en cuenta dos factores clave a la hora de exportar: elegir los clientes adecuados (compradores/importadores), disponer de una garantía financiera (seguro de crédito) que cubra los impagos, y si se puede, también financiar el circulante, cuidando la propia tesorería.

La gestión del riesgo en las operaciones de exportación es esencial. Una correcta gestión del riesgo con clientes es fundamental para garantizar la tranquilidad y el equilibrio de las empresas exportadoras. Tanto si se dispone de un negocio local que quiere expandirse al extranjero como si se trata de una gran compañía enfocada en las exportaciones, dar respuesta a la pregunta inicial pasa por aliarse con la mejor de las aseguradoras. Esa que sea capaz de valorar la solvencia de los clientes y proveedores, y de anticipar el posible riesgo que conllevaría trabajar con ellos.
Lemaquier explica que “si bien las pymes de este sector conocen a los agentes locales, sí les cuesta identificar los riesgos reales que conlleva colaborar con un cliente transfronterizo; nuestro trabajo consiste en asesorarles en este aspecto para que aprovechen las oportunidades ligadas a la exportación, sea a través de ventas adicionales o alternativas al parón actual que puede afectar a sus clientes históricos”.

Información comercial

Suministrar informes comerciales y financieros creíbles de los compradores extranjeros a los exportadores españoles del sector alimentario puede evitarles elegir clientes poco fiables.

«En el apartado de informes comerciales, la empresa ofrece cartografía dinámica de riesgos de clientes y vigilancia de anuncios legales, así como estudios y análisis a medida basados en nuestras propias investigaciones y en fuentes oficiales » señala Lemarquier. Se trata de información rigurosa y actualizada basada en el análisis humano, informaciones oficiales y datos registrales. En este sentido, Pouey International aprovecha su expertise internacional con una red de 950 informadores por el mundo entero.

Garantía financiera

Lemarquier explica que “para asegurar la cifra de negocios de estas empresas, Pouey International cuenta con el seguro de crédito Serenitas, que garantiza financieramente entre el 50% y el 70% de los clientes rechazados, limitados o anulados por las compañías de seguro de crédito tradicionales”. Eso sí, ofrece hasta 300.000 euros de riesgo comercial por cliente y la garantía de deudas.

Se trata de una garantía complementaria al seguro de crédito que se haya contratado y lleva asociados los siguientes servicios: Informes rigurosos sobre la solvencia de los clientes, financiación sin recurso a medida de las facturas, y, finalmente, la gestión de la cuenta por parte de Pouey International con seguimiento contable y cobro amistoso incluido.

La compañía cuenta ya con importantes clientes en el sector de la alimentación y bebidas y packaging comoFrieslandCampina, Soleo, Prince de Bretagne, Soviam, Reilhe Martin, Raja o WestRockPackaging.

Compartir
Etiquetas: 000