Finanzas

Banco Santander obtuvo un beneficio de 1.717 millones de euros, con un aumento del 32%

ACTIVIDAD CON CLIENTES. El crédito alcanza 813.260 millones de euros, lo que supone 100.000 millones más y un aumento del 14% con respecto al mismo trimestre del año pasado. Los depósitos y fondos de inversión también crecen un 14% y suman 780.020 millones. Los recursos aumentan en los diez mercados clave y el crédito en todos los países, menos Portugal. EFICIENCIA. Los ingresos crecen dos puntos más que los costes, un 13% frente a un 11%, lo que permite que el ratio de eficiencia mejore 0,9 puntos, hasta situarse en el 47,0%, uno de los mejores del sector. RENTABILIDAD. El crecimiento del beneficio permite una mejora del ROTE de 1,1 puntos, hasta el 11,5%, y del 6% en el beneficio por acción. DIVERSIFICACIÓN. El beneficio crece en nueve de los diez mercados. Europa aporta al beneficio del grupo el 52% (Reino Unido 20% y España 15%), Latinoamérica, el 38% (Brasil 21% y México 7%), y EEUU, el 10%. España: el beneficio atribuido alcanza 357 millones de euros (+42%). El margen de intereses crece casi un 2% y los costes caen un 5%. El crédito aumenta un 1% y los recursos un 7% sobre marzo del año pasado. Reino Unido: el beneficio atribuido se sitúa en 477 millones de euros (355 millones de libras, +14%). El margen de intereses crece un 8% y los costes un 5%. Aumenta un 5% en créditos y un 3% en recursos. Brasil: el beneficio atribuido alcanza 516 millones de euros (1.657 millones de reales, +41%). Los ingresos básicos y los costes se mantienen planos. El crédito sube un 17% y los recursos, un 12%.

Banco Santander obtuvo en el primer trimestre de 2015 un beneficio atribuido de 1.717 millones de euros, lo que supone un aumento del 32% con respecto al mismo período de 2014. De los diez mercados principales en los que opera el grupo, únicamente Chile presenta descenso del beneficio. El fuerte crecimiento está sustentado en los tres grandes mercados del banco, España, Reino Unido y Brasil. En el primer trimestre de 2015 la evolución de los tipos de cambio, marcada por la depreciación del euro frente al dólar y la libra, tiene un impacto positivo en las tasas de variación del balance y la cuenta de resultados. Este efecto se suma a la tendencia favorable que ya tienen la actividad y los ingresos del grupo. El beneficio atribuido del trimestre crece un 32% con respecto al mismo período de 2014, variación que sería del 22% sin efecto de tipo de cambio; los ingresos aumentan un 13%, un 7% sin tipo de cambio; y el crédito crece un 14%, un 7% sin el efecto de las divisas. Estos resultados se producen en un contexto de comportamiento muy desigual entre las diferentes economías en las que opera el grupo. Países como Estados Unidos, México y Polonia van a crecer este año por encima del 3%; España, Reino Unido y Chile, más de un 2,5%; Alemania y Portugal, por encima del 1,5%; y Brasil y Argentina registrarán caída de actividad. Los tipos de interés oficiales están en mínimos históricos en euros, dólares y libras. La mejora del beneficio es consecuencia del aumento de los ingresos básicos en un 13%, variación que es dos puntos superior a la de los costes, que crecen un 11%. Esta evolución permite que continúe la mejora del ratio de eficiencia en casi un punto, hasta situarse en el 47,0%, lo que sitúa a Banco Santander entre las entidades más eficientes del mundo. El margen neto, la diferencia entre ingresos y costes, se sitúa en 6.067 millones de euros, con un crecimiento del 15%. Este incremento, unido al descenso de las provisiones para insolvencias en un 5%, permite que el resultado final presente una mejora del 32%. El 42% del beneficio tiene su origen en economías en desarrollo (Latinoamérica y Polonia) y el 58% restante, en las maduras. Por países, la mayor aportación corresponde a Brasil (21%), seguido de Reino Unido (20%), España (15%), EE.UU. (10%), México (7%), Chile (5%), Polonia (4%), Argentina (3%) y Portugal (2%). Santander Consumer Finance aporta un 10% al beneficio total. Banco Santander cerró marzo de 2015 con unos activos totales de 1.369.689 millones de euros, lo que supone un 17% más que en marzo de 2014. El negocio presenta un crecimiento muy equilibrado, ya que tanto la concesión de créditos como la captación de recursos crecen un 14%. A finales de marzo de 2015, la cartera de créditos ascendía a 813.260 millones de euros, un 14% más que un año antes (7% sin efecto del tipo de cambio), lo que supone que el saldo de créditos ha aumentado en algo más de 100.000 millones de euros en un año. De los diez mercados claves donde opera el grupo, el crédito crece en todos menos Portugal. En España, el conjunto de la cartera de créditos asciende a 161.023 millones de euros, con un aumento ligeramente superior al 1% con respecto al cierre de marzo de 2014, si se descuentan las adquisiciones temporales de activos. La nueva producción de financiación a empresas crece un 24% y un 36% a particulares, con las hipotecas aumentando a ritmos del 23%. Estos aumentos en las nuevas producciones superan a las amortizaciones, de manera que crecen los saldos finales en financiación a empresas, a las administraciones públicas y en crédito consumo a particulares. Sin embargo, en hipotecas siguen siendo mayores los importes que se amortizan que las nuevas operaciones.

En Reino Unido, la cartera de créditos se situó en 275.654 millones de euros, con un crecimiento del 20% sobre el primer trimestre de 2014. Sin efecto tipo de cambio, en libras, el aumento del crédito es del 5%, apoyado en la financiación a empresas, que crece un 9% en tasa interanual, el negocio hipotecario crece un 1%, y en este trimestre se ha incorporado una cartera de 2.500 millones de libras de crédito para compra de coches, que es consecuencia del acuerdo con el grupo francés PSA. En Brasil, la cartera de créditos asciende a 76.336 millones de euros, con un crecimiento del 5%, que sería del 17% sin efecto del tipo de cambio. El mayor crecimiento se produce en financiación a empresas, que sube un 39%, así como en hipotecas, que se incrementan un 35%. La financiación a pymes está también mejorando su ritmo, y ya crece un 6% interanual. Por el lado de los recursos, el conjunto de los depósitos y fondos de inversión del grupo Santander suma 780.020 millones, con un crecimiento del 14% (8% sin efecto de tipo de cambio), lo que supone captar 96.000 millones de euros en un año. Los depósitos alcanzan 644.766 millones y los fondos de inversión 135.254 millones, con aumentos en el año del 11% y un 21%, respectivamente. Todos los mercados crecen en captación de recursos. Las cuentas corrientes, que acaparan más de la mitad de dichos depósitos, presentan una evolución positiva en los diez mercados claves del grupo. El saldo de las cuentas corrientes asciende a 393.588 millones de euros a cierre del primer trimestre de este año, con un crecimiento del 28% con respecto a fin de marzo de 2014. Esto implica que en doce meses se han captado 85.000 millones en estas cuentas. La cuenta corriente es un producto central en la estrategia de vinculación de los clientes con el banco, ya que a través de ella se realizan la mayor parte de las transacciones, al centralizar los ingresos y los gastos. En España, el conjunto de los recursos de clientes (depósitos más fondos de inversión) asciende a 229.377 millones a fin de marzo de este año, con un aumento del 7% en doce meses. Los depósitos a la vista crecen un 18%, frente a una caída del 16% en el plazo, y el patrimonio administrado en fondos de inversión sube un 28%. En Reino Unido, el volumen de depósitos más fondos de inversión asciende a 223.932 millones de euros y crecen un 17% en el año, un 3% sin efecto de tipo de cambio. La mejora está muy centrada en el crecimiento en cuentas corrientes de particulares, cuyos saldos aumentan un 40% en doce meses, con un ritmo de captación de mil millones de libras al mes. Los productos 1|2|3 han atraído a cuatro millones de clientes, 1,3 millones en un año, y para el 94% de ellos, Santander es su banco principal. En Brasil, el conjunto de depósitos más fondos de inversión alcanza 85.802 millones, con un crecimiento del 12% sin efecto de tipo de cambio. El conjunto de los depósitos crece un 7% y los fondos un 17%. España, Reino Unido y Brasil representan el 69% de los recursos de clientes gestionados y comercializados del grupo y el 63% de la cartera crediticia.

En los tres países ha mejorado la calidad de sus carteras, lo que determina la evolución de la mora del grupo, que se situó en el 4,85% a cierre del primer trimestre, con un descenso de 0,67 puntos en un año, del que algo más de la mitad (0,34 puntos) se produce en este trimestre. Al mismo tiempo, el grupo continúa elevando la cobertura, que ya se sitúa en el 69%, frente al 66% de hace un año. La morosidad de España se sitúa en el 7,25%, que es 0,13 puntos menos que en diciembre pasado y 0,36 puntos por debajo de hace un año. En Reino Unido la tasa de mora está en un nivel muy bajo, el 1,75%, y aun así ha descendido 0,13 puntos en un año. Brasil, por su parte, cierra con una mora del 4,90% y consigue recortar la mora en 0,15 puntos en el trimestre y en 0,84 puntos en un año. Por lo que se refiere a los ratios de capital, a comienzos de año el banco realizó una ampliación de capital de 7.500 millones de euros mediante el proceso de colocación acelerada entre inversores institucionales. Al cierre del primer trimestre, los recursos propios totales del Banco Santander se situaron en 91.915 millones de euros, un 27% más que un año antes. El ratio de capital del Banco se sitúa en el 12,0%, con un core capital del 9,7%, ambos fully loaded. El crecimiento del beneficio en un 32% ha permitido que, pese a contar con un 22% más de acciones como consecuencia de la ampliación de capital y del Dividendo Elección, el beneficio por acción crezca un 6%. Asimismo, la rentabilidad sobre los recursos propios tangibles (ROTE) aumenta en 1,1 puntos, hasta el 11,5%. Simultáneamente a la ampliación de capital, el consejo de administración del banco hizo pública su nueva política de dividendo con cargo al ejercicio 2015, que consiste en el pago de cuatro dividendos por importe de 0,05 euros por acción, de los que tres se abonarán en efectivo y el otro en acciones o efectivo, a elección del accionista. El dividendo de agosto de este año ya será íntegramente en efectivo. Banco Santander tiene una capitalización bursátil de más de 90.000 millones de euros, que lo sitúa como primer banco de la zona euro y decimoprimero del mundo. El capital de Santander está en manos de 3.230.808 accionistas y en el grupo trabajan 187.262 empleados que atienden a más de 100 millones de clientes en 12.920 oficinas.

Compartir
Etiquetas: 0