España incrementa la inversión directa en países de la UE en 2016 - Moneda Única
EconomíaMercados

España incrementa la inversión directa en países de la UE en 2016

La inversión directa de España en el exterior (IDE) en términos brutos se redujo un 23% interanual en 2016, situándose en 33.767 millones de euros. En términos netos el año 2016 cerró con una inversión de 28.707 millones de euros, un 1,2% menos que en 2015. Sin embargo, destinos como Reino Unido, Países Bajos y Estados Unidos han experimentado un importante incremento de las inversiones acometidas por empresas españolas. De esta manera, las inversiones de España en el mercado británico se incrementaron un 126% interanual, en Países Bajos un 195% y en EEUU un 80%.

En general, España incrementó la inversión en los países de la UE y redujo la destinada hacia otras regiones como Latinoamérica y los países de la OCDE.

El comercio a por mayor e intermediación de comercio, los servicios financieros, la fabricación de otros productos minerales no metálicos, construcción de edificios y actividades inmobiliarias fueron los principales sectores de inversión.

Por su parte, la inversión extranjera directa (IED) en España alcanzó los 23.476 millones de euros brutos en 2016 (excluyendo las operaciones de empresas de tenencia de valores extranjeros – ETVE), un 1,2% menos que en el año 2015. Asimismo, en términos netos, el saldo de inversión productiva fue de 17.535 millones de euros, lo que representa una caída interanual del 2,1%. Un comportamiento que se puede explicar por los excepcionales resultados de 2015, año en el que se registraron operaciones singulares que incrementaron la inversión de forma significativa. 

La inversión extranjera directa total, incluyendo operaciones de ETVE, que no generan efectos económicos reales, fue de 33.096 millones de euros brutos, un 30,8% más que en 2015. Ello contrasta con el contexto internacional donde los flujos de inversiones han disminuido.

Un 48,8%, de la IED en España corresponde a la creación de empresas nuevas o ampliaciones de capital de empresas ya existentes; un 29% menos que en 2015. La inversión restante (el 51,2%) hace referencia a adquisiciones de participaciones ya existentes en empresas.

Los principales países de origen de las inversiones productivas en España en 2016 fueron Estados Unidos (4.968 millones de euros), Luxemburgo (2.474 millones), Países Bajos (2.231 millones) y Alemania (2.211 millones).

Globalmente, el 85% de las inversiones en España provienen de países de la OCDE. Estas inversiones han registrado un mejor comportamiento que las procedentes de la UE, habiéndose incrementado un 4,5% interanual (frente a la caída del 21% registrado por las segundas).

En cuanto a los principales sectores de destino de la inversión productiva extranjera destacan el suministro de energía eléctrica y gas, que ya supone el 17,3% del total, las actividades inmobiliarias, con otro 13,7%, y los servicios financieros, con un 7,8% adicional.

Compartir
Etiquetas: 0000