Rubén García-Quismondo - Moneda Única
Entrevistas

Rubén García-Quismondo

Socio Director y Economista de Quabbala Abogados y Economistas.

“Perspectivas de futuro en India”

Rubén García – Quismondo es un experto economista en materia de internacionalización de empresas en mercados asiáticos. Está especializado en diseño de planes estratégicos, exportaciones e importaciones, constitución de empresas, búsqueda de nuevos socios, fusiones y adquisiciones, en los mercados asiáticos, europeos y españoles.

¿Cómo es la presencia española en la India? ¿cuánto tiempo hace que están presentes las empresas españolas y qué comportamiento han tenido?

Las relaciones comerciales existentes entre España y la India se caracterizan por tener un nivel muy bajo en comparación con nuestros vecinos europeos. La cifra de negocio ronda los 6.000 millones de dólares. Las importaciones españolas de productos indios son aproximadamente el 78% del total, por lo que la balanza se inclina muy a favor de la India, superando con creces a España en lo que ésta exporta a la India. España, como en la mayor parte de los países que ofrecen oportunidad de negocio, tiene una presencia considerable en el país. Todas las grandes empresas españolas tienen negocio en India. Este tipo de países con un alto crecimiento y en vías de desarrollo supone, en primer lugar, una oportunidad para las grandes empresas, por ejemplo: Inditex en el sector textil; Gamesa en contratos de energías renovables; o, Tecsidel dedicada a la instalación de sistemas de peaje en el país, etc.

También, las medianas empresas tienen lugar en el país asiático sobre todo en el sector servicios. Pequeñas y medianas empresas españolas llevan años entrando en este mercado, aunque la burocracia existente sea un gran problema.

Estas empresas suelen adaptar sus productos de manera que encajen mejor en una cultura tan diferente como la india, haciendo el negocio más adecuado al consumidor formado por una clase media creciente que cuenta con gente joven que desea conocer los productos occidentales.

Todo esto se traduce en que el mercado indio está lleno de oportunidades, siempre y cuando se tenga paciencia y se sea capaz de convivir y adaptarse a la cultura del país.

¿Cuáles son los productos y servicios que tienen más relevancia en el comercio internacional de India?

Son muchos los productos que exporta la India al resto del mundo: es uno de los mayores productores de alimentos, tanto de cultivo como de ganadería. Con respecto a este último sector, es bastante paradójico a la vez que anecdótico que a pesar de que la cultura hinduista concibe a la vaca como un animal sagrado, éste se ha convertido en el mayor exportador de carne bovina del mundo.

India es también un gran exportador de componentes electrónicos: la mayoría de los ordenadores o dispositivos móviles que utilizamos hoy en día. Otro dato curioso es que en India se fabrican las tablets más baratas del mundo costando unos 20 euros aproximadamente adquirir una de ellas.

Otro sector importante es el textil, debido a la fortaleza competitiva que le reporta la mano de obra barata. Este país produce una cantidad ingente de telas que se distribuyen a nivel mundial, con materiales que abarcan desde el cuero hasta la seda de alta calidad. Incluido en este sector de moda femenina, mencionar que los indios son expertos joyeros que trabajan todo tipo de materiales; basta con entrar en internet para ver una gran cantidad de páginas web que ofrecen estos productos, siendo muy popular el oro entre éstos. Además, la India posee una gran variedad de minerales y piedras preciosas que se exportan por todo el mundo. Es muy típico entre el turismo la compra de joyas, e incluso el encargo de joyas a medida, muchas veces réplicas exactas de joyas de diseño.

La República de la India es uno de los mayores productores de medicamentos genéricos del mundo, tanto es así, que se conoce al país como “La farmacia de los pobres”. Muchos gobiernos, agencias de la ONU y ONGs encargan sus medicamentos a la India, convirtiéndose en el principal productor de medicamentos contra el VIH o la malaria. El mundo de los fármacos en general está muy concentrado en unas pocas multinacionales, con fármacos genéricos con un valor de mercado del 10% del medicamento original.

India ha crecido mucho en los últimos años a escala internacional, y continuará creciendo, siendo un país que no solo se caracteriza por mano de obra barata, sino también por profesionales altamente cualificados. Con respecto a ésta última puntualización, mencionar que el estereotipo de mano de obra barata de la India, tan arraigado en el mundo occidental, debe de ser abandonado hasta el punto de que, incluso hoy se está produciendo en la India el fenómeno de “la fuga de cerebros” (En campos como las matemáticas, la economía, y gestión, ingeniería, etc.).

¿Cuáles son los factores que hay que tener en cuenta antes de hacer negocios en la India?

  1. En primer lugar, la cultura. India es un país asiático, y como tal sus relaciones en los negocios tienen origen en una cultura muy concreta y en unas costumbres muy enraizadas. Para ellos lo negocios son algo más, se construyen relaciones a partir del respeto y la confianza. Las reuniones, por lo general, suelen empezar con un saludo, un intercambio de tarjetas y una charla amistosa.
  2. En segundo lugar, debido al gran problema que ha tenido de corrupción, no creen firmemente en el sistema legal, siendo aconsejable el evitar un exceso de legalidad durante las reuniones. Debido a este problema un obsequio puede ser considerado como un soborno.
  3. En tercer lugar, la toma de decisiones por parte del indio lleva su tiempo; no hay que pretender cerrar un trato de manera rápida. Nunca se precipitan y se tomarán el tiempo que necesitan.
  4. También es importante tener en cuenta la región donde se va a instalar el negocio, según el tipo de actividad se deberá elegir la región.
  5. A la hora de hacer negocios en la India siempre se debería contar con un socio local adecuado, esto supone una gran ayuda para la empresa, tanto a nivel de comunicación como cultural.
  6. El asesoramiento local e internacional es otro de los factores importantes siempre que se llega a una nueva área geográfica y se pretende abrir un negocio, es importante el asesoramiento de alguien con experiencia que conozca las características y las normas del mercado.
  7. Por último, cada negocio es único y cuenta con sus propias características que habrá que tener en cuenta para instalarse en otro país.

¿Cómo puede un empresario abrir un negocio en la India?

Por lo general cuando alguien quiere instalar su empresa en la India lo hace a través de empresas especializadas en internacionalización que conozcan el lugar al que se quiere llegar, como datos generales decir que lo primero es saber el tipo de sociedad que se quiere crear y qué tipo se acoge mejor a las necesidades de la empresa. Los tipos de sociedades son muy similares a los que hay en España de los cuales los más normales son las SL y las SA.

El plazo medio para la creación de la empresa está entre los 60 y los 90 días y en el que se deberán tramitar unos 12 pasos distintos todo esto dependiendo siempre del tipo de sociedad que se quiere crear, otras cosas que dependen también del tipo de sociedad son las aportaciones sociales, el número de socios y las responsabilidades con terceros.

Si hablamos de los costes que genera una empresa desde su creación en la India se debe saber que la aportación mínima para las sociedades de responsabilidad limitada es de unos mil 1200 euros y unos 6000 para las sociedades anónimas. En el proceso de creación se incurren en una serie de gastos de gestión que dependerán del tipo de sociedad que se cree.

En cuanto a la fiscalidad, una empresa India cotizara por impuesto de sociedades con una tasa de entre el 30% para las empresas locales y del 40% para las extranjeras y sus sucursales. Los impuestos indirectos tienen una tasa que ronda el 14% con algunas excepciones como los productos agrícolas que tienen una tasa del 4% y los adornos de oro y plata tributan con el 1%.

A la hora de contratar personal se debe saber que el salario mínimo son 39 euros mensuales lo que suponen un salario de unos 3 euros diarios para trabajadores no cualificados. El impuesto sobre la renta máximo es del 30% y el coste que le supone a la empresa el seguro social es aproximadamente el 20% del salario.

Compartir
Etiquetas: 00