Empresas, internacionalización y AOD: definición de un nuevo marco - Moneda Única
Opinión

Empresas, internacionalización y AOD: definición de un nuevo marco

Rafael-Ruiz-Villar-(Ayudexport)

Rafael Ruiz Villar
Presidente de Ayudexport y vicepresidente del Club de Exportadores.


En la Ayuda Oficial al
Desarrollo todas las
partes son necesarias

La internacionalización, como única forma de asegurar la viabilidad de la empresa, garantizar su competitividad y permanencia en el mercado, es consustancial a la existencia misma de la empresa y una asignatura pendiente para la mayoría del tejido empresarial español.

El Club de Exportadores e Inversores Españoles pretender ser, en este sentido, un foro de discusión y elaboración de propuestas, para favorecer la internacionalización de las compañías españolas y, por tanto, sus posibilidades de futuro.

Ello implica una asunción de las distintas realidades que interactúan en los mercados internacionales. En los países emergentes, una de esas realidades cada vez más pujante y significativa, la constituyen las actividades que los países más avanzados realizan enmarcadas en lo que se conoce como la Ayuda Oficial al Desarrollo (AOD)

Al analizar la Ayuda Oficial al Desarrollo Española, se observa una tradicional dicotomía entre las Empresas y las Organizaciones No Gubernamentales (ONGs). Así es habitual oír hablar de la superioridad moral de las ONGs, frente a la superioridad en la eficiencia de las empresas. Ambas realidades coexisten con cierto recelo pero, sobre todo, con un gran desconocimiento del funcionamiento, ventajas y limitaciones que cada una tiene.

Desde el Club de Exportadores e Inversores Españoles, esta contraposición carece de sentido, ya que supone un análisis excesivamente simplista y poco enriquecedor de la realidad. La complejidad de los mercados internacionales requiere de la aportación de todos los agentes implicados, para la consecución de objetivos de eficiencia y sostenibilidad.

Propone, por tanto, el Club un cambio de mentalidad, hacia un nuevo postulado. La tarea de la Ayuda Oficial al Desarrollo es de tal magnitud, que todas las partes (Gobiernos locales, Donantes, ONGs, Empresas, Instituciones oficiales, etc.) son necesarias, se complementan y deben colaborar para la consecución de una mejor ayuda al desarrollo, en un marco en el que nadie es mejor, sino distinto. Por ello, abogamos por unir esfuerzos entre todas las partes para mejorar la Ayuda Oficial al Desarrollo, al mismo tiempo que la imagen de España en este campo, salga fortalecida.

En esta línea, la aportación de las empresas, puede y debe ser significativa, en la medida en que éstas cuentan con infraestructuras locales, recursos humanos y financieros, así como experiencia de muchos años en los países destinatarios de la ayuda. Ello posibilita que, conjuntamente con otros agentes, se obtenga una ayuda al desarrollo más eficaz, transparente y sostenible.

Las instituciones públicas deben ser, a nuestro entender, motores de este nuevo planteamiento, sin perjuicios y con amplitud de miras, para que el entendimiento entre la realidad empresarial y la realidad de las ONGs, permita que la Ayuda Oficial al Desarrollo tenga mayor repercusión, efectividad y contenido.

De acuerdo con estas premisas nuestras propuestas pasan por la creación de un marco estable de diálogo entre las empresas y las ONGs, promovido por la Administración, que facilite el mutuo conocimiento y visualice las posibilidades de colaboración y apoyo. La participación de Fundaciones y otras Instituciones aportaría otros puntos de vista, actuando como intermediarios o facilitadores entre las distintas posturas.

Celebrar un evento anual donde se recojan las propuestas de las partes para mejorar y reforzar las relaciones y se analicen los proyectos susceptibles de generar la colaboración entre las mismas.

Crear un Registro de Colaboradores para la AOD en el que, tanto las empresas como las ONGs puedan apuntarse, cumpliendo unas normas básicas consensuadas y la catalogación de los inscritos, con asignación de distintos niveles, en función de la complejidad y monto del proyecto.

Y poner en marcha una página web en la que aparezcan todos aquellos proyectos financiados por la AOD, con independencia de quienes sean los organismos o instituciones financiadores (Ministerios, Comunidades Autónomas, Ayuntamientos, etc.) y que posibilite la participación en régimen de transparencia, tanto de las ONGs, como de las empresas.

El trabajo que tanto las empresas como las ONGs tienen por delante, para aumentar su conocimiento mutuo e incrementar su colaboración, en beneficio de los proyectos que se financian con la AOD, es de gran envergadura e ilusionante.

Aceptando las diferencias y asumiendo que éstas enriquecen la AOD, podremos entre todos mejorar los proyectos, así como la imagen global de España en el exterior.

Ignorar la mutua existencia sólo ha servido, hasta ahora, para generar desconfianza, dispersar esfuerzos y diluir la imagen exterior de la AOD española.

Desde el Club de Exportadores e Inversores Españoles, estamos convencidos de la bondad que se deriva de la estrecha colaboración entre todos los agentes que intervienen en la AOD, en la que todos suman y nadie debe restar. Nuestros esfuerzos seguirán encaminados a trabajar en esa línea, que permita mejores proyectos, más sostenibles y en los que todos los que tengan algún valor añadido que aportar, estén activamente presentes.

 

Rafael Ruiz-Villar
Director General / Managing Director de Suministros de Comercio Exterior, S.A. (SUCOMEX) y Vicepresidente del Club de Exportadores e Inversores Españoles.

 

 

Compartir
Etiquetas: 00000